110 mil catamarqueños podrán acceder al plan de internet y TV a bajo costo

110 mil catamarqueños podrán acceder al plan de internet y TV a bajo costo

Desde el 1 de enero se encuentra en vigencia el Plan Básico Universal obligatorio (PBU) que brinda servicios de comunicaciones móviles, telefonía fija, internet fija y tv por suscripción con un precio a partir de $150.

Este plan que busca “favorecer la universalización del acceso entre los sectores con menores ingresos y la población vulnerable, estimada en más de 10 millones de argentinos”, según autoridades del Gobierno Nacional, alcanzaría a unos 110 mil catamarqueños.

Así lo dio a conocer el delegado del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), Rubén Dusso. En declaraciones a Radio Nacional Catamarca, Dusso mencionó que este plan estará disponible para “potencialmente son unos 110 mil catamarqueños y catamarqueñas, aproximadamente. Pueden ser jubilados, pensionados, inclusive (personas) cuyo ingreso no supere los dos sueldos mínimos vital y móvil”.

Dusso comentó que desde el año pasado se vienen contactando con las empresas prestadoras de servicio. También destacó que actualmente las empresas “estaban esperando los diferentes instructivos en cuanto a cómo dar los planes y la forma operativa de implementarlos en los sistemas locales para que la gente pueda hacer los trámites. Ya comenzamos hace tiempo. Todos los días estamos arriba de cada cosa que sale y que es en beneficio de los usuarios. Siempre estamos propiciando los proyectos que puedan mejorar la conectividad para los catamarqueños y catamarqueñas”.

Dusso, además, indicó que por estos días “necesitamos resolver los problemas que hoy existen en un ámbito de pandemia, donde no queremos que las empresas dejen de ganar dinero, sino que sigan ganando dinero, que puedan hacer inversiones, pero que también le pueda llegar la conectividad a quienes hoy necesitan. O si bien pueden acceder, les quita mucho de sus ingresos para poder hacerlo”.

En otro tramo, remarcó que en Enacom “comprendemos que la conectividad, desde que en agosto, aproximadamente, del año pasado se decretó como servicio público esencial, creemos que así como en el ante pasado la energía lo fue para generar el progreso con industria y fábricas, hoy lo es la conectividad”.

Cabe mencionar que días atrás Dusso se reunió con la directora provincial de Defensa del Consumidor, Florencia Agüero Birocco, y analizaron las acciones para complementar y coordinar esfuerzos entre ambos organismos a fin de efectivizar el cumplimiento de las recientes reglamentaciones.

Los detalles del PBU

Quiénes podrán acceder

– Jubilados y pensionados con remuneración inferior o igual a dos salarios mínimos.
– Trabajadores y trabajadoras en relación de dependencia con remuneración inferior o igual a dos salarios mínimos, los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo y de la Asignación Universal por Embarazo.
– Beneficiaros de pensiones no contributivas con remuneración inferior o igual a dos salarios mínimos, Monotributo Social, trabajadores y trabajadoras monotributistas inscriptos e inscriptas en una categoría cuyo ingreso anual mensualizado no supere dos salarios mínimos y seguro de desempleo.
– Los beneficiarios del Régimen Especial de Seguridad Social para Empleados de Casas Particulares.
– Usuarios y usuarias que perciban una beca del Programa Progresar.
– Personas desocupadas o en la economía informal y de programas sociales, en todos los casos incluidos sus hijos de entre 16 y 18 años.
– Clubes de barrio y de pueblo registrados, asociaciones de Bomberos Voluntarios registrados, entidades de bien público sin fines de lucro y organizaciones comunitarias sin fines de lucro con reconocimiento municipal.

Los objetivos

La reglamentación de la Prestación Básica Universal obligatoria (PBU) es una “inequívoca señal de política pública dirigida a sostener la asequibilidad a servicios esenciales para millones de argentinas y argentinos beneficiarios de planes sociales”, afirmaron desde Jefatura de Gabinete.

Para el Gobierno Nacional, esta medida se inscribe en una “política inclusiva con eje en la incorporación de la reglamentación asimétrica del DNU 690/20, reclamada por PyMEs y cooperativas y planteada por el presidente Alberto Fernández; la implementación del Fondo de Servicio Universal al servicio de la conectividad de barrios poulares, zonas rurales y semirrurales y la plena marcha del Plan Conectar; y la formalización del Reglamento de Compartición de Infraestructuras Pasivas, que habilita marcos de competencia en un sector cuyas redes e infraestructuras son esenciales para la producción, el trabajo y la vida cotidiana”.

CATEGORIAS
Compartir esto